La broma del monje siniestro

Hay bromas pesadas y bromas pesadas… Esta broma es, desde luego, una de esas bromas pesadas que dejarían temblando al más valiente de nosotros. ¿Creéis que podríais mantener la calma ante semejante espectáculo?